La moción, que será debatida en el próximo pleno ordinario, pretende recoger las medidas aportadas desde el grupo de Gobierno y desde la oposición, presentándolas como un acuerdo genérico desde la unidad y la cooperación conjunta en un momento de especial gravedad por la declaración del estado de alarma, tal y como se ha acordado unánimemente este jueves en Junta de Portavoces.

El pleno se celebrará el próximo miércoles, 8 de abril, a las 10:00 horas, de manera telemática. Está previsto que tanto el alcalde como los portavoces asistan al salón de plenos de manera presencial, así como la secretaria y el mínimo personal técnico necesario para garantizar la transmisión a través de Internet, de manera que el resto de miembros de la corporación puedan tomar parte en la sesión desde sus hogares.

El alcalde de La Laguna, Luis Yeray Gutiérrez, explica que “bajo la fórmula de una moción institucional queremos apelar a la necesidad de aunar esfuerzos, por encima de las lógicas diferencias políticas, para avanzar de la mano a la hora de hacer frente a la grave situación de emergencia que estamos viviendo y cuyas consecuencias sanitarias, sociales y económicas ya se están dejando sentir en nuestro municipio”.

El alcalde señala que “en las propuestas que hasta el momento hemos podido analizar de entre las presentadas por los partidos de la oposición, encontramos medidas de interés, muchas de las cuales ya se están llevando a cabo desde el grupo de Gobierno, o que lamentablemente no pueden ser asumidas por el Ayuntamiento al sobrepasar el marco competencial de esta administración, pero que demuestran la voluntad de aportar soluciones a este momento excepcional”.

En la sesión plenaria se abordarán además otros temas como las renuncias de las concejalas Margarita Pena y María de los Reyes Henríquez, o el expediente relativo a la aprobación de la ordenanza específica reguladora de las concesiones de subvenciones para la rehabilitación de inmuebles de interés patrimonial en el municipio.

Bienestar Social: rehabilitaciónde dos viviendas en Tejina para uso social
El primer teniente de alcalde y concejal de Bienestar Social, Rubens Ascanio, ha firmado este jueves una propuesta para poner en uso dos viviendas de titularidad municipal en el pueblo de Tejina. Estas viviendas, dependientes de la Gerencia de Urbanismo, presentaban problemas menores pero que hacían necesario un proceso de rehabilitación valorado en algo más de 18.000 euros.

Ahora esta cantidad será asumida por el área de Bienestar Social para proceder, a través de la empresa pública Muvisa, a las obras de rehabilitación de ambas viviendas con carácter inmediato, de manera que puedan incorporarse al Programa municipal de alquiler social y ayudas por gastos de alquiler, con destino a familias con dificultades económicas por causas sobrevenidas.

“Estamos trabajando para solventar los problemas de falta de vivienda que cada día se presentan en el municipio derivados de la crisis del coronavirus, con familias y personas que han dejado de percibir ingresos y que pueden verse en la calle por no poder asumir los gastos de alquiler, por lo que como administración estamos obligados a buscar vías de solución a esta problemática”, explica Rubens Ascanio, quien avanza que desde su área se está trabajando en otros frentes “para que nadie se quede sin techo en nuestro municipio”.

Economía y Asuntos Económicos: nuevo proyecto de gasto
Por su parte, el concejal de Hacienda y Servicios Económicos, Alejandro Marrero, ha explicado que desde su área se ha habilitado un nuevo proyecto de gasto, ante la necesidad de controlar los pagos expresamente derivados de la gestión de la crisis sanitaria y la declaración del estado de alarma.

“Desde este momento, todas las ampliaciones de contratos o nuevas contrataciones que vayan a realizarse desde el Ayuntamiento para hacer frente a la situación generada por el covid-19 quedarán reflejados en este proyecto de gasto”, explica el concejal, “de esta manera se podrá tener un control del coste real que está ocasionando la pandemia y de cuántos recursos económicos estamos destinando a la lucha contra el coronavirus”.

El concejal explica que esta medida tiene además la finalidad de que estos recursos no computen en la regla de gasto, en el caso de que se atienda a la solicitud formulada al Gobierno de España; y asimismo, para que “en el caso de que, llegado el momento, queramos solicitar subvenciones o líneas de financiación o ayuda a otras administraciones, ya tendremos reflejado cuántos recursos hemos gastado para que sean reintegrados al Ayuntamiento, siempre y cuando sean las administraciones locales las encargadas de gestionar el superávit, como sería deseable”.

Por otro lado, Alejandro Marrero ha señalado que ya se ha realizado  un análisis general del Presupuesto, para identificar el margen de maniobra del que dispone el consistorio, tanto el que proviene de la liquidación del presupuesto como de la redistribución de recursos entre las áreas, para potenciar las actuaciones imprescindibles y prioritarias frente a la crisis sanitaria.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here