El artista francés 3ttman diseña y colorea una nueva obra mural en las calles realejeras

La obra se ubica en la calle San Cayetano del núcleo de La Montaña y se enmarca en el festival de arte urbano de Los Realejos ‘Seis de doce’

Una nueva creación de arte mural en Los Realejos colorea desde la pasada semana la pared de una edificación de la calle San Cayetano en el núcleo de La Montaña. Se trata del último encargo del festival de arte urbano de la localidad ‘Seis de doce’, iniciativa del Ayuntamiento que coordina Víctor Pacheco KOB, una obra que ha corrido a cargo en esta ocasión del artista francés de proyección internacional 3ttman.

El teniente de alcalde, Adolfo González, recuerda que «‘Seis de doce’ en 2019 hizo posible contar con una obra de la valenciana Julieta Xlf en una de las caras exteriores de la sede de la Asociación de Vecinos La Barca de Toscal Longuera, otra del onuvense Man-o-Matic en la pared de un edificio de San Vicente, otra del grancanario Tanausú Alemán en una de las caras de la fachada de la Casa de las Artes, otra del muralista tinerfeño Acaymo Padrino en la Avenida de Canarias, otra del almeriense Isaac Malakkai en la pared exterior de un inmueble de la calle Pablo García en Los Príncipes y otra del lanzaroteño Feo Flip en el núcleo de Toscas de Romero».

“El ‘Seis de doce’ de este 2020 ha sido algo atípico, por ese período marcado por el estado de alarma en que se interrumpió la programación establecida de crear una obra cada dos meses, pero ya hemos retomado el ritmo y con el impulso de este verano estamos nuevamente al día con cinco murales hasta la fecha y sólo resta una creación de este año que previsiblemente se desarrollará en el próximo mes de noviembre”, explica Adolfo González.

El catálogo de arte urbano de Los Realejos en este 2020 de la mano de ‘Seis de doce’ se ha ido complementando con una obra de Matías Mata en la Avenida de Canarias en Realejo Alto, otra del propio coordinador del festival, Víctor Pacheco KOB, en la calle Tenerife, una de Ayoze Domínguez en la calle Piris entre Los Barros y La Carrera, otra del bilbaíno Íker Muro en La Cruz Santa y la que ejecutó la pasada semana el francés 3ttman en La Montaña.

Para el alcalde de Los Realejos, Manuel Domínguez, “el arte urbano a través de las obras pictóricas murales nos está dando un valor añadido como municipio, habiendo generado poco a poco un museo al aire libre en constante crecimiento, permitiéndonos relanzar asimismo el patrimonio cultural de la localidad, que no sólo ha estado protagonizado por estos dos años del festival de arte urbano ‘Seis de doce’, sino que ha tenido también diversos proyectos complementarios como el del mural de homenaje a Viera y Clavijo y Antonio González, el pintado exterior de todo el edificio de usos múltiples conocido como Mercado Municipal, los murales exteriores a los colegios, el de homenaje a las tradiciones crusanteras en el centro social de este núcleo o el muro de homenaje al cereal y las tradiciones en Icod el Alto, entre otros”.